JOAQUÍN DE LA CALZADA

TATEWARI

Después de más de doce años de docencia en el ámbito del Arte y el diseño, con 41 años decidí dejar mi puesto como profesor de Arte para escuchar una poderosa llamada espiritual que venía de mi Alma. Tenía el deseo y la intuición de dedicarme por completo al camino del Alma y el despertar espiritual.

Depúes de mi primera experiencia intensa de despertar he recorrido las tradiciones espirituales de la humanidad y, tras más de 25 años de trabajo espiritual, he realizado una síntesis del camino espiritual desde el ámbito de la creatividad y el arte que llamo CELÊSTIAL "El camino de la Activación del Alma".

A los 52 años, después de este largo camino, he sido iniciado de nuevo a través de un proceso de autosanación y renovación personal muy intenso que me ha implicado física, mental y espiritualmente. A través de este proceso de vida y muerte he recibido la iniciación del Venado Azul con el nombre espiritual de Tatewari (fuego sagrado).

ALGO DE HISTORIA

Cuando era niño (unos 4 ó 5 años) me preguntaron - "Si pudieras pedir tres deseos a un genio maravilloso, ¿qué le pedirías? - Después de pensarlo un momento, contesté - "Mi primer deseo es Ser Sabio... - ¿Y el segundo? - me dijeron... -El segundo y el tercero los pediré cuando se me conceda el primero... cuando sea sabio...-".

En aquella época tenía una gran sensación de existencia y de estar plenamente consciente, y en mi tierna infancia me mandaba mensajes a través del tiempo y el espacio a mi yo actual. Mientras contemplaba las nubes pasando en lo alto del cielo me decía a mí mismo en un futuro (que ahora es mi presente) - "Hola, soy yo, existo y sé que tú también existes en un tiempo futuro... recuérdame, estoy aquí y soy real... soy tan real como lo serás tú... acuérdate de este momento porque somos uno".

A los 11 años monté mi primera escuela de meditación durante un verano. Para mí fue la materialización de un gran sueño que en los primeros años de vida me perseguía constantemente. Guiado por un gran deseo logré que un grupo de niños del pueblo donde veraneaba se juntara por las tardes a meditar. Entonces no sabía muy bien lo que hacía pero me guiaba una gran intuición y el deseo de encontrar lo que mi alma anhelaba.

Después me olvidé de todo hasta que, a los 17 años, empecé a tener salidas espontáneas del cuerpo y viajes astrales que duraron hasta después de terminar en la Universidad mis estudios de Bellas Artes. Aún con todo eso, el ambiente que me rodeaba era tan mental y materialista que nunca dije nada y lo relegaba a una zona de mi subconsciente, donde lo guardaba como se guarda un sueño.

En los primeros 90´s formé parte de un grupo de Artistas multidisciplinar que fundamos "El círculo del Arte en la Escena", una sala alternativa que se dedicaba al performance y las artes escénicas. En aquella sala Circulo fue donde se reconectó mi Alma y, después de muchos años de guardarlo todo en mi interior... en el transcurso de un curso de movimiento y expresión, algo se despertó con una fuerza tremenda e imparable. Un estado de liberación del yugo mental racional y el comienzo de mi viaje del Alma que me llevaría a visitar y formar parte de lugares y comunidades relacionadas con el Zen, el budismo, el chamanismo, el taoísmo y los modernos sistemas de sanación y despertar de la conciencia, así como el Yoga Kundalini y la comunidad Sikh.

Después de terminar con los estudios de Bellas Artes fui doce años profesor de diseño y nuevas tecnologías y participé en proyectos de investigación artística y arte digital a nivel Europeo con la Universidad de Murcia.

A la edad de 33 años recibí varias iniciaciones muy poderosas por parte de diversas tradiciones espirituales entre las que se hayan la de los huicholes (Venado azul), el zen (Ceremonia de los Bodhisattvas), o el budismo tibetano (Kalachakra).

Durante aquellos años participé en numerosas iniciaciones y ceremonias dentro de las tradiciones espirituales Nativas Americanas como la iniciación del Águila Serpiente que sólo se hace cada cien años, o la apertura de la puerta del sol de Tiwanaku, que sólo se hace cada 500 años .

A los 52 años he sido iniciado de nuevo a través de un cáncer... un proceso de autosanación personal muy intenso que me ha implicado física, mental y espiritualmente. A través de este proceso de vida y muerte he recibido la iniciación del Venado Azul con el nombre espiritual de Tatewari.

A través de años de investigación y práctica intensa he desarrollado las bases de un sistema en el que se trascienden los estados cotidianos de conciencia y se accede a los estados superiores de la supraconsciencia, nuestro Ser Interior en contacto directo con nuestro poder creador. 

A través de sencillos ejercicios reprogramando el subconsciente y abriendo la puerta a la intuición de nuestra suporaconsciencia, nos situamos en un lugar desde el que creamos una nueva forma de vivir, sentir y compartir en conexión profunda con el Alma.

ALGUNOS RECONOCIMIENTOS

Comencé a finales de los 80 pintando mandalas de los que hice algunas exposciones y fui miembro fundador de un colectivo de artistas multidisciplinar interesados en el Zen como parte del arte.

Después en 1993  me inicié como Bodhisattva dentro de la tradición Soto Zen y unos años después he sido monitor de Meditación Zen y responsable del Centro Zen de Murcia.

Soy maestro de Reiki Usui-Tibetano, Reiki Celestial y Reiki Karuna desde 1995 fundando la  A.R.Z.I. (Asociación Reiki-Zen Internacional) e iniciando el linaje Reiki Celestial y Reiki-Zen.

He creado el sistema Conciencia/energía del que he estado impartiendo cursos para artistas desde 1996 (CARM).

Practico Yoga Kundalini desde 1995 e imparto clases de Yoga Kundalini en el Templo Khalsa desde 1998. En la actualidad soy presidente de la F.E.P.Y.K. (Federación Española de Profesores de Yoga Kundalini) y miembro del Consejo Mundial de Yoga de la Federación Internacional.

En mi relación con el budismo he recibido la iniciación de Kalachakra, el Buda de la Medicina, Vajravidaran y Zamballa del Budismo Tibetano, entre otras.

En el ámbito del chamanismo, he realizado ceremonias y encuentros con miembros de las tradiciones Nativas Americanas, y he sido reconocido e investido como Guía de Temascalli y Hombre del Fuego por el Consejo de Ancianos Intercontinental (México), dentro de la tradición Chamánica Chichimeca en 1999. Soy Hombre de Fuego y Guía de Temazcalli reconocido por la Confederación Intercontinental de Ancianos de las Tradiciones Nativas Americanas. He realizado ceremonias de diversas tradiciones como Lakota, Shuar, Aymara, Huichol, Chichimeca, Inca etc. teniendo contacto con numerosos hombres medicina y chamanes como D. Rodolfo Flores, D. Andrés, Inocencio Morales Teuctli, Aurelio de Tepankalli, etc. 

En 1998 participé en la apertura de la puerta del sol de Tiwanaku (ceremonia que no se celebraba desde hace unos 500 años) y he escrito los libros titulados "Iniciación del Sol Interior", sobre mi viaje iniciático a Tiwanaku, y "Celestial, el camino de la activación del Alma", en el que transmito la esencia del camino del Chamán Celestial.

Soy conocedor y practicante de los sistemas actuales de sanación y meditación en los que he
llegado al nivel de maestría tras más de 25 años de práctica, estudio e investigación personal en el ámbito del Yoga Kundalini, el Reiki y la meditación.

CONGRESOS Y CONFERENCIAS

En los últimos años he participado en numerosos, encuentros, festivales, congresos de Nueva Conciencia, Yoga y espiritualidad.